MIS FAVORES TERRORITOS

Persiguiendo fantasmas

El erudito y escritor Montague Rhodes James

Montague Rhodes James (Goodnestone, agosto de 1862 -- Eton,A�junio de A�1936) cultivA? con gran fortuna,A�quizA? a su pesar, uno de los mA?s difA�ciles gA�neros de la literatura, el relato de fantasmas. A�Anticuario y medievalista reputado, hoy sin embargo es mA?s conocidoA�por su contribuciA?nA�a la literatura fantA?stica, ejercicio que practicaba exclusivamente como divertimento y queA�le proporcionaba un contrapunto excelente a suA�laborA�de erudito.

 

IlustraciA?n de Paul Lowe’s Illustration para el relato deA� James’ ‘The Uncommon Prayer Book’A� (Un insA?lito libro de oraciones)

Fascinado por el horror y lo sobrenatural, fue unA�admirador sincero y defensor a ultranza de las historias de misterio del escritor irlandA�s Joseph T.A�Sheridan LeFanu --a quien Rhodes consideraba en el gA�nero superior al mismA�simo Edgar Poe, como dijo en el prA?logo de su prefacio de El fantasma de la seA�ora Crowl, una compilaciA?n de las obras de este autor queA�se ocupA? de rescatar yA�editar cuidadosamente, contribuyendo a rescatar de un injusto olvido a Le Fanu y darle la fama de la que goza aA?n hoy dA�a. Los cuentos de Montague Rhodes James, por su parte,A� fueron publicadosA� en revistas especializadas y magazines de la A�poca, como la CambridgeA� Review .

(Fotograma de La noche del demonio, de Jacques Tourneur, inspirada en el relato El Maleficio de las Runas, de M.r. James)

Buena parte de los aciertos de la obra de James radica en su atmA?sfera realista, de la que pronto surge, velada y amenazadoramente, el elemento inquietante o sobrenatural. Para dotar de este realismo y ambiente familiar a sus relatos, no dudA? en cargarlos de elementos que extrajo de su propia experiencia vital. AsA� no es difA�cil encontrar a sus protagonistas en tareas de erudiciA?n y bA?squeda arqueolA?gica o paleogrA?fica que no eran desconocidas en absolutos para Rhodes James, entre cuyos intereses y aficiones cabA�a mencionar desde la arqueologA�a (llegA? a ser miembro del departamento de arqueologA�a del museo Fitzwilliam, como arqueA?logo viajA? hasta Chipre, para participar en excavaciones--A� hasta la paleografA�a (catalogA? muchas de las colecciones manuscritas de Cambridge, una tarea que le llevA? 40 aA�os completar. ” AsA�mismo, gustaba de ambientar sus relatos en lugares y entornos que conocA�a igualmente de primera mano: “Su infancia transcurriA? entre altas y tupidas bibliotecas repletas de libros antiguos, en su mayorA�a textos religiosos, en el condado de Kent, donde naciA? en 1862. Su vida fue la de un anticuario preocupado por la continua investigaciA?n del pasado, entre viejos manuscritos, clases y reuniones docentes, visitas a antiguas ruinas, bibliotecas polvorientas e iglesias dejadas de la mano de Dios. No contrajo nunca matrimonio ni tuvo hijos. La universidad, Eton, y los libros constituyeron toda su existencia. Fue medievalista de prestigio contrastado, lingA?ista y estudioso bA�blico.”A� (2) Esta predilecciA?nA�por lugares y entornos relacionados con sus aficiones permean todos sus escritos, yA� su entusiasmo al describirlos resulta contagioso y uno de los mayores encantos de la lectura de los mismos.

El autor enfrascado en una de sus pasiones: la lectura

“Su inquietud por descubrir textos y elementos de la antigA?edad permitiA? que descubriera, en la capilla de Eton, un mural del siglo XV y que reconstruyera, con el mismo estilo que los originales, los vitrales del King’s College. RecuperA? gran cantidad de manuscritos y documentos antiguos que fue publicando entre los a?os 1895 y 1932. En 1924 publicA? ApA?crifos Neotestamentarios, un material imprescindible para los investigadores de los orA�genes del cristianismo. Su constante labor fue reconocida por los diferentes cargos queA� ocupA? como acadA�mico y docente (…) (1)

Sus cuentos de terror destacan por el desarrollo de efectos sutiles enmarcados en una atmA?sfera de inquietud y zozobra, a menudo en un contexto de trivialidad y sentido comA?n que sirven de contrapunto y contraste. Nunca se echa en falta cierto escepticismo, la pincelada exacta de ironA�a y humor, asA� como el trasfondo de una gran cultura erudita. Fue, y sigue siendo, uno de los maestros del relato corto de fantasmas, A?nico gA�nero no acadA�mico en el que ejerciA? la creaciA?n. (2)”

IlustraciA?n de Paul Lowe para el libro de James’ ‘The Uncommon Prayer Book’

 

Rhodes James se distanciA? ligeramente del estilo de la novela gA?ticaA�tradicional para desarrollar una nueva tipologA�a del relato de fantasmas, donde los espectros estA?n mA?s cerca a menudo de los horroresA�inefables de la fantasA�a de Lovecraft que de los aparecidos A�yA�quejumbrosas almasA�en penaA�a las que nos acostumbraba el gA�nero. Parte del encanto indudableA�de sus creaciones radica en su portentosa capacidad de evocaciA?n,A�ya queA�el escritor era insuperable a la hora deA�sugerir lo terrorA�fico para invocarlo “partiendo sutilmente del centro mismo de la vida diaria” (3) ; para ello no dudaba en componer sus relatos, como hemos dicho, ambientA?ndolos entre los oscuros anaqueles A�de una biblioteca universitaria, o situA?ndolos en la suave tiniebla de una iglesia centenaria o entre las ruinasA�de una emplazamiento templario, lugares donde pasA? como erudito buena parte de sus dA�as y que resultaban de una gran familiaridad, que lograba transmitir con eficaciaA�a todos sus cuentos.

Sus protagonistas con frecuencia se enfrascan en la bA?squeda de manuscritos en lA?gubres bibliotecas o en diversas pesquisas arqueolA?gicas, labores a las que el propio autor dedicA? la mayor parte de su tiempo y que conocA�a a la perfecciA?n. Los personajes de sus relatosA� eran investigadores, arqueA?logos, bibliotecarios --A�como el propio autor--. A�De igual modo, para contribuir eficazmente a la construcciA?n de una atmA?sfera apropiada para el desarrollo de lo sobrenatural, Rhodes James se servA�a de escenarios reales como base para la ambientaciA?n de sus relatos de fantasmas.

Saint Bertrand de Comminges, encaramada en la colina, A�en una postal de finales del siglo XIX

Por ejemplo, centrA? la acciA?n de su cuento El manuscrito del canA?nigo Alberico en la iglesia de St. Bertrand de Comminges (A�** ) en 1883, cuando este pueblecito parecA�a hundirse en el mA?s completo abandono y mostraba unaA�atmA?sferaA�lA?gubreA�que lo hacA�an un lugar ideal para una deA�susA�inquietantesA�historias.

El propio autor se manifestaba asA� , en el prefacio de una ediciciA?n de sus Cuentos completos de fantasmas, sobre esta singular evocaciA?n de ubicaciones reales como escenarios para sus fantA?sticas creaciones: “los lugares son de inspiraciA?n diversa; si alguien siente curiosidad por mis escenarios locales que tome nota de que St. Bertrand de Comminges y Viborg son localidades reales; en Silba y AcudirA� tenA�a en el pensamiento el pueblo de Felistowe; en Una historia escolar, Temple Grove, en East Sheen; en El Tratato Middoth, la biblioteca de la Universidad de Cambridge; en El cercado de Martin, Sampord Courtenay -Devon-; que las catedrales de Barchester y Southmister son una mezcla de Canterbury, Salisbury y Hereford; que Herefordshire es el escenario imaginado de Panorama desde una colina; y el Seaburg de Un aviso a los Curiosos es Aldeburgh, Suffolk. ”

J.William Turner, ruinas de la catedral de Hereford

 

En estas palabras nos basamos para sugerirlesA�una singular ruta de lo sobrenatural y lo espectral, de la mano proverbial e inspirada de Montague Rhodes James. Si disponen de unas semanas de asuetoA� en septiembre u octubre, pueden acercarse hasta estos lugares para pasear por las playas solitarias de remotos pueblos costeros, visitar ruinas y monumentos antiguos, refugiarse de las primeras lluvias del otoA�o en alguna viejaA�iglesia y, por quA� no, perseguir fantasmas.

 

 

Saint Bertrand de Comminges, el A?rgano de la Catedral en una postal del siglo XIX

 

 

Varias estampas de Saint Bertrand de Comminges, otro de los emplazamientos reales que sirven de marco a los horrores imaginados por M.R. James

 

 

Viborg, a principios de siglo.

 

Viborg, otra de las localidades portuarias que sirviA? de inspiraciA?n a M.R. James

 

 

 

La costa de Felistowe. Imagen de Matthew Fiddler

 

 

La costa de Felistowe sirve de marco a la historia titulada Silba y acudirA�

 

 

 

Temple Grove School en un grabado antiguo

 

 

Temple Grove , East Sheen, escenario del inquietante relato “Una historia escolar” , que guarda no pocas similitudes con El Pozo, de W.W.Jacobs

 

 

 

Biblioteca de la Universidad de Cambridge, donde podrA�a ambientarse la acciA?n de El tratado Middoth tal y como la concebA�a M.R. James.A�Imagen de Vintage Postcards

 

 

 

Sampford Courtneay, Devon, en una foto de Sheepdog Rex

 

 

ELA�recuerdo de Sampford Courtenay, Devon, planea sobre algunos de mA?s alucinantes relatos de M.R.James. Imagen de Yonderhill

 

 

 

Abbey Dore, en el entorno de Herefordshire

 

 

Largas caminatas por los campos de Herefordshire, entre ruinas y cementerios como A�ste, inspiraron Panorama desde una colina y otros relatos fantasmagA?ricos de M.R James

 

 

 

Seaburg, uno de los ficticios pueblos costeros de los relatos de M.R.A�James, se inspira en A�(Aldeburgh, Suffolk), foto de James Fletcher

Aldeburgh, Suffolk, en una postal de principios de siglo.

 

 

 

 

Interior de la Catedral de Canterbury, en una vieja estampa.

 

 

Las catedrales de Canterbury Salisbury y Hereford sirvieron de base para las catedrales de Barchester y Southminster soA�adas por M.R. James

 

 

Catedral de Hereford

 

Brass of John Stockton, mayor of Hereford, dated to 1480.

El final del viaje, Eton. AquA�A�A�falleciA? el maestro en 1936,A� el lugar donde habA�a ejercido la mayorA�a de
sus actividades.

 

 

Un tubo basado en una de las terrorA�ficas historias de M.R.James

 

-Notas, fuentes y vA�nculos-

 

(**) Ya hablamos de Saint Bertrand de Comminges a propA?sito del cocodrilo disecado dispuesto en uno de los muros de su iglesia que jalonaba nuestra particular

(1) BiografA�a y algunas de las obras mA?s cA�lebres de Mr. Rhodes James online

(2) La biografA�a de Montague Rhodes James en wikipedia y en Lovecraftweb

(3) Ilustraciones de Paul Lowe para algunos de los cuentos de M. Rhodes James

(4) ColecciA?n de adaptaciones televisivas (en inglA�s) de algunas de las obras de Rhodes James en DVD.A� VersiA?nA�en formato televisivo de algunas de las obras de M.R.JamesA�A� A� Robert Lloyd Parry 2006-2012 http://www.nunkie.co.uk/dvd.html MA?s en A Warning to the curious

(5)A� Una reseA�a de La Noche del Demonio, de Jacques Tourneur, inspirada libremente en el relato de M.R.James El maleficio de las runas

(6) Portadas de Ghost and scholars archive

(7) A�Gothic Horror Stories, The Mezzotint, de M.R. James . Y otros lugares para lo sobrenatural y lo espectral.

(8)A� Un autor sigue la pista de uno de los relatos del erudito Montague Rhodes James, ambientando precisamente en Saint Bertrand de Comminges.

* Los soberbios cuentos de fantasmas de Montague Rhodes james constituyen, aA�o tras aA�o y de modo casi ritual, una de nuestras citas inexcusables con la lectura veraniega.

(9) A�A podcast to the curious . Temple Grove, la localizaciA?n para la historia SucediA? en un pensionado.

 

Miércoles, septiembre 5th, 2012 LA X MARCA EL LUGAR, MIS FAVORES TERRORITOS 5 comentarios

Lorenzo Mattoti

Blanco y negro expresivoA�A�para A�HANSEL Y GRETELA� A� Lorenzo Mattotti

FantA?sticas ilustraciones para uno de los cuentos mA?s terrorA�ficos de la historia, Hansel y Gretel, realizadas por Lorenzo Mattoti, prestigioso dibujante e ilustrador italiano, en su inconfundibleA�y personalA�simo estilo de cuA�o quasi expresionista. A�En un tutubo le vemosA�manejando el pincelA�A�con tremenda soltura y desparpajo --maestrA�a y oficio, que dirA?n otros--A�A� mientrasA�da forma aA�alguna de las soberbias imA?genes que componen su peculiar visiA?n del inquietante relato.A�A�No dejen de ver otras muestras de su fabuloso trabajoA�A�enA�el blogA�del artista, recientemente renovado.

A� Lorenzo Mattotti

A� Lorenzo Mattotti

A� Lorenzo Mattotti

 

LaA�portada del ejemplar del cuento ilustradoA�genialmente por Mattoti

 

Mattoti explica y muestra cA?mo se da rienda suelta a su talento como ilustrador: toda una lecciA?n de dibujo.

 

-Fuentes y vA�nculos-

(1) Blog original de Lorenzo Mattoti

(2) El nuevo blog del artista, aquA� http://lorenzomattotti.blogspot.com.es/

(3) El libro, comentado, acA?

(4) Otras visiones artA�sticas de Hansel y Gretel en esta pA?gina del New Yorker

Santiago Caruso

A�

A�La Doncella de Nuremberg metamorfoseada por el arte de Santiago Caruso

A�

Descubrimos el arte de Santiago Caruso, un joven y brillante ilustrador argentino, A�navegando entre los anaqueles de una buena librerA�a, en la secciA?n de horror y literatura fantA?stica. Sus admirables ilustraciones para H. P. A�Lovecraft y Edgar Allan Poe son credenciales suficientes para situarlo entre nuestros artistas favoritos deA�su gA�nero. El grueso de su obra incluyeA�a autores comoA� Ambrose Bierce, Alejandra Pizarnik,A� Daisaku Ikeda y Bram Stoker.A� Ya habA�amosA�traA�do hasta aquA� una de sus extraordinarias imA?genes concebidasA�para el Horror de Dunwich (A� ), una de sus primerasA�muestras de su carrera como ilustrador profesional, donde se evidencia la influencia del genial Alberto Breccia, maestro del cA?mic argentino que abordA? como nadie el universo lovecraftiano.A�so

A�Su paleta, limitada quizA? por el tradicional repertorio cromA?tico asociado a lo errorA�fico (los negros, rojos sangre, rojos y dorados predominan enA�las imA?genes de Caruso) junto con un dibujo deA�bella caligrafA�a A�y reminiscencias simbolistas, convierten su estilo en un sello de identidad inconfundible.

A� Santiago Caruso

A�

A�

A�

Un wunderkammer muy peculiar. A� Santiago Caruso

A�

A�

El arcano sin nombre en un trabajo de Santiago Caruso, incluido en A�unA�libro sobre ilustraciA?n contemporA?neaA�

A�

A�

A� Santiago Caruso

A�

A�

Portada de Caruso de carga sexual subrepticia, inspirada en un dibujo del gran Roland Topor, A�para la Condesa SangrientaA� (5)

A�

A�

A�

(1) La pA?gina personal del artista, con muchos mA?s ejemplos de su notable trabajo.

(2) Una muy interesante entrevista con Santiago Caruso, con todo lujo de detalles, en Book Aesthete

(3) MA?s cosas de Caruso en Wild thing

(4) Los mitos de Cthulhu, de Buscaglia y Breccia. Un regalo impagable para los verdaderos amantes delA�cA?mic y la literatura de horror.

(5) AquA� hay sabidurA�a: el mismo dibujo sirviA? para una famosa escena de un filme de Pedrito AlmodA?var. A?Adivinan cual es el vA�nculo? …

AtaA?des viajeros

Antoine WIERZ, el entierro prematuro, 1854

A�

UnA�asombroso A?leo de Antoine Wierz de 1854A�ilustra unaA�de las fantasA�as mA?s recurrentes de la literatura gA?tica: el entierro prematuro –que no es otra cosa sino una expresiA?n tortuosa yA�magnificada del temor ancestral a la muerte y la desintegraciA?n– , un asuntoA�desagradabilA�simoA�A�que clA?sicos del horror como Edgar Allan PoeA�abordaron en repetidas ocasiones con absoluta maestrA�a –“The fall of the House of Usher”, “The premature burial” — .A� El propio PoeA�afirmaba en el prA?logo de su Entierro prematuroA�A�que “hay ciertos temas de interA�s absorbente, pero demasiado horribles para ser objeto de una obra de mera ficciA?n “.A� La historia que les seA�alamos, sobre un misterioso ataA?d viajero y su no menos extraA�o periplo por la geografA�a espaA�ola, la cual se suponeA�A�inspirada en acontecimientos reales y constatables, harA? probablemente las delicias de los aficionados aA�la literatura gA?tica y merecerA�a un lugar de honor en el gA�nero de no ser porque sobre ella pesan las sospechas de ser enteramente falsa, incA?gnita que podrA?n despejar si indaganA�A�en sus nebulosos orA�genes, segA?n se explicita en alguno de los artA�culos que recomendamos en nuestros enlaces. (2).A�A�

A� El relato del ataA?d de Borox,A�A�elevado actualmenteA�A�a la dudosa categorA�a de leyenda urbana, es conocido a travA�s de un librito sobre vampirismo y magia pA?stuma escrito por Miguel A?ngel Aracil, quien lo obtuvo a su vez de un confidenteA� cuyaA�identidad no se revela en la obra,A� y en pocas lA�neas establece que “un ataA?d llegado al puerto de Cartagena, a mediados del siglo XIX, que fue almacenado allA� durante algA?n tiempo, hasta que fue reclamado por un particular de La CoruA�a. El ataA?d fue inmediatamente trasladado por carretera haciendo escalas en varias localidades. A los pocos dA�as, y coincidiendo con el itinerario del ataA?d, se producen varios casos de vampirismo (…)”A� (1)A�El itinerario del siniestro viaje fue el que sigue, segA?n explicita el seA�or Aracil: “Alhama de Murcia, AlmerA�a, Toledo, Borox, Santillana del Mar, Comillas y La CoruA�a, son los pueblos por donde pasA? la carroza y su ataA?d, y donde se produjeron las muertes ” (…)

A�

A�Mapa del supuesto viaje del ataA?d maldito de Borox . Via

A�

A�Finalmente,A�contA�nua el escritor, “al no encontrarse en la CoruA�a al demandante, el ataA?d fue devuelto a Cartagena al poco tiempo, donde se hace cargo de A�l un aristA?crata servio que residA�a en una posada de la Calle Mayor de Alhama de Murcia. Al mencionado aristA?crata nadie consigue verlo de dA�a, haciendo sus apariciones A?nicamente cuando cae la noche. Por lo que parece, el noble carecA�a de buenos medios econA?micos pues de lo contrario no residirA�a en una simple posada de tan poca fastuosidad. El noble, desapareciA? de la vida pA?blica tan misteriosamente como habA�a aparecido y el ataA?d fue enterrado en el cementerio de Cartagena, poco tiempo despuA�s.” (ibid)

A�

“Otro” clA?sico de fA�retros aficionados al viaje (Nosferatu, de Murnau)

A�

Hasta aquA�, en pocos trazos, la historia del ataA?d viajero, que muchos dan por cierta. Presenta no obstante algunos elementos que recuerdan poderosamente un pasaje del DrA?cula de Bram Stocker,A� lo cual ha sugerido a algunos perspicaces investigadores — Jordi Ardanuy, MartA� FlA? y ValentA� Ferran (2005) (2)– que tras el aparente verismo del relato no hay sino una pura invenciA?n literaria, la del genio de un escritor patrio, A�Alfonso Sastre y sus Noches LA?gubres, donde al parecer se halla el germen de esta singular aventura.A�A�Los detalles de estas pesquisas sobre la autA�ntica naturaleza de la leyenda de Borox podrA?n encontrarlos en este interesante artA�culo cuya lectura sugerimos a los mA?s curiosos.

A�

A�

A?Hace un viajecito? …

A�

A�

-Fuentes y vA�nculos-

(1)Textos de A�El ataA?d de Borox, en mitos y leyendas

(2) Explicados los orA�genesA�de la misteriosa leyenda del viaje del ataA?d de Borox, en este estupendo -y bien profuso- A�artA�culo, El caso del vampiro de Borox y la historia del ataA?d maldito

(3) El Entierro prematuro, la Bella Rosina y otros asuntos de gusto gA?tico en la pintura de Antoine Wierz

(4) El caso del ataA?d maldito deA�BoroxA�A�

(4) The Journey of the Damned Coffin A�(http://blooferland.com/drc/images/05Ardanuy.rtf)

A�

Monstruos de la pintura

A�

(AsA� verA�a Vincent Van Gogh al viejo Lon Chaney)

Literalmente, monstruos de la pintura. Estos que traemos hasta aquA� son ejemplares de un concurso de Photoshop en el que los mA?s cA�lebres monstruos cinematogrA?ficos de ayer y de hoy, incluidos los inevitables clA?sicos de la Universal,A�como Karloff, Lon Chaney o Bela Lugosi, entre otros, protagonizanA�algunas de las escenas pictA?ricas mA?s relevantes de la historia del arte.A� Podemos afirmar sin temor a equivocarnos que hemos seleccionado lo mA?s acertado y bien traA�do de la selecciA?n que encontramos en la pA?gina original Worth 1000.com, en la secciA?n denominada Monsters ModRen, Frankestein meets Da VinciA�A�(ya van por la III ediciA?n).

A�

(El arte de Bronzino no escapa de las monstruosas operaciones de estos hA?biles manipuladores)

A�

(Un retrato de Albrecth DA?rer tras lasA� mutilaciones de estos terriblesA�”artistas” digitales)

A�

(Lon Chaney, uno de los favoritos del concurso, usurpando el papel de A�NapoleA?n como Rey deA�ItaliaA�en un cuadro de Apiani)

A�

-Fuentes y vA�nculos-

Monster ModRen III

TambiA�n captA? nuestra atenciA?n SportRen II, tA�cnicamente superior yA�con soluciones mA?s elegantes que el anteriorA�

Related Posts with Thumbnails
Buscar
 
 
“Sólo sé que no se nada, pero lo que sé lo sé seguro” , Anónimo
 
 

Encuestas de la tita.

Archivo

Calendario

mayo 2018
L M X J V S D
« abr    
 123456
78910111213
14151617181920
21222324252627
28293031  

Álbum Fotográfico

El archivo XML no existe
Prep For Meeting Planning For Meeting Planning For Job Interview Prep For Job Interview Planning For Job Interview Preparation For Job Interview Preparation For Job Interview Planning For Meeting Planning For Meeting Preparing For Job Interview Prep For Job Interview Preparing For Job Interview Preparation For Job Interview Planning For Job Interview Planning For Meeting Planning For Meeting Preparing For Job Interview Preparation For Meeting Preparation For Job Interview Prep For Job Interview Prep For Meeting Preparing For Meeting Preparation For Job Interview Prep For Job Interview Preparation For Job Interview Preparation For Job Interview Preparing For Job Interview Preparation For Meeting Preparing For Job Interview Preparation For Job Interview