Archivo de abril 21st, 2010

El astronauta de Palenque

    

(Pakal en la losa de Palenque. Imagen©Akeru.)    

El “astronauta” de Palenque es, sin lugar a dudas, la piedra Rosetta de la astroarqueología, dudosa disciplina (1) cuya paternidad debemos a Erich Von Daniken y cuyos postulados revisados se encarga aún hoy de diseminar eficazmente el prolífico Zechariah Sitchin. En resumen, la astroarqueología, o tesis de los antiguos astronautas, arguye que desde la época lacustre los extraterrestres nos visitan; es más, son quienes fundaron en el pasado nuestras más prósperas civilizaciones, que aún nos deslumbran con sus misterios; son nuestros antepasados, nuestros ancestros, los dioses que adoraron los antiguos pobladores del mundo antiguo: en definitiva, estos viajeros del espacio son nuestros verdaderos padres.    

En Palenque encontrarían los profetas de la astroarqueología su piedra fundamental, la llamada Losa de Pakal.Palenque es una ciudad maya, ubicada en elactual estado mexicano de Chiapas, bañada por el río Motiepa. Uno de los enclaves más espectaculares de la cultura maya. Es menor que Tikal o Copán, a las que supera sin embargo en el esplendor de su conjunto arquitectónico y escultórico.La ciudad estaba abandonada cuando tuvo lugar la Conquista de México en el siglo XVI. La primera visita de un europeo a Palenque fue la de Fray Pedro Lorenzo de la Nada en 1567. (1) De este conjunto monumental y de sus grabados en piedra y estuco se edito en 1787 un libro, algunas de cuyas ilustraciones hemos encontrado gracias a los artífices de Odisea 2008. (2)     

0059r    

(3) © Library of Congress0049r   

    

    

    

    

    

    

    

    

    

  

(3) ) © Library of Congress     

0056r   

(3) ) © Library of Congress     

   

( La entrada a la tumba de Pakal, en Palenque © www.delange.org)    

 En 1949 tuvo lugar el hallazgo de un templo, y se logró acceder a la tumba del señor Pakal, al pie de una gran escalera. El descubrimiento se debió al arqueólogo Alberto Ruz Lhuilliera, que tras un largo período de excavaciones y estudios encontraría la losa que sellaba la impresionante cámara funeraria que contenía esta Lápida de Palenque, cubriendo el sarcófago donde yacía el cadáver del caudillo Pakal.     

Dibujo de la lápida hallada en Palenque.   

(El célebre “astronauta”  del Palenque, conocido también como el señor Pakal, vestigio de la civilización maya y Pîedra Rosetta de la astroarqueología)    

Según Von Daniken y los otros profetas de la astroarqueología, expertos de la NASA encontraron tras un análisis de la imagen representada en la lápida de Palenque hasta dieciseis puntos de coincidencia con  el módulo de mando de una cápsula espacial contemporánea. No cabe duda de que la imagen esculpida es la representación de un astronauta dentro de un módulo espacial fuera de la atracción de la atmósfera terrestre.  Por contra, lo que  la escena de la losa de Palenque representa, según la tesis arqueológica oficial, es  a Pacal, con todos los símbolos ligados a la resurreción y la eternidad (el pájaro Quetztal, la serpiente, todos ellos asociados a la muerte y resurrección) sufriendo un proceso de transformación (metamorfosis) y emergiendo con los atributos del Dios del maíz o las plantas; que participa de un simbolismo similar al del Árbol de la vida. (4) Los análisis sobre los diferentes elementos enigmáticos analizados en la Losa de Palenque pueden verlos en el diagrama de abajo, ampliado  aquí.  

    

  

  © Von Daniken Chariots of the Gods (Para ampliar esta imagen,con los detalles de los elementos analizados, pulse aquí)   

   

   

La historia del enigmático astronauta de Palenque, objeto de la imaginación portentosa de los adalides del paleocontacto, eficaz y admirablemente contada por nuestro entrañable e  inolvidable Doctor Jiménez del Oso, embajador elegante y pelín escéptico de la astroarqueología y sus misterios en nuestra dorada infancia.   

   

    

A nuestro amigo Solustio de Carifonte, el escritor de Palenque       

-Fuentes, notas, y vínculos-     

(1) Nuestras reservas sobre la astroarqueología quedan patentes en este parrafito de aquí:  
 Este cambio de paradigma (de dioses a astronautas), no siempre claro en autores como Däniken o Berlitz en cuanto a sus posibles consecuencias, al estar hábilmente barnizado con conceptos pseudocientíficos (tratamiento irracional de la teoría de la relatividad, de la cuántica, etc.) suele conllevar el que alguna gente acepte con mayor naturalidad ciertas propuestas éticas, fruto de la mentalidad de determinados guías espirituales. El proceso de sincretismo, de amalgama entre diversos materiales (falsas teorías científicas, religiosidad, etc.) recogidos de diversas partes, no es la primera vez que se da en la historia de la humanidad, nos repetimos mucho (recuerdo ahora el caso de la Roma bajoimperial), pero sí que puede tener ahora unas consecuencias más catastróficas que los meros suicidios en masa, como pueden ser las ejecuciones en masa por supuestas órdenes de dioses extraterrestres invisibles, que nos visitan, según se indica en ciertas religiones, cada diez mil años, más o menos… (fuente)(2) Fragmentos del texto del artículo sobre Palenque en Odisea 2008    

(3)Las imágenes reproducidas pertenecen al volumen  “Colección de Estampas Copiadas de las Figuras . . . de Chiapas,(…) Palenque , Mexico: 1787]”    

(4) No es la primera vez que en Viajes con mi tía asociamos espontánea y sincromísticamente el viaje sidéreo con el viaje sideral, a bordo de una cápsula o cohete. El viaje postmortem, la resurreción El viaje postmortem, la resurrección y la carrera espacial en una extraña y sugerente combinación.¿No es curioso?      

(5) Otros ejemplos de máquinas voladoras y tecnología imposible en el pasado en este artículo de aquí

Máquinas de volar

 

[Balloons, airships, and other flying machines designed with some form of propulsion]

(Imagen ©   Library of Congress. Ampliar aquí)

Artefactos e ingenios voladores, probables e improbables, encontrados en una obra de alrededor de 1885; las imágenes, que representan difentes aparatos en vuelo, son Library of Congress, y han llegado hasta aquí –volando, por supuesto, ¿cómo si no?– gracias a Paleofuture, que nos habla de ese futuro que nunca fue, y que vemos paradójicamente, como se ve el pasado, con nostalgia.

Fragmentos de la imagen Flying Machines, 1885 © Library of Congress Via / Paleofuture.com

Miércoles, abril 21st, 2010 HORROR VACUI, ICONOGRAPHIA CURIOSA 1 comentario

Physiognomica

Physiognomica (del griego physis, naturaleza o carácter y gnomon, juicio o intérprete) es una paraciencia basada en la interpretación del carácter e un individuo a partir de su apariencia, especialmente de sus rasgos faciales. El término fisonomía puede refererise también al aspecto general de una persona, objeto o paisaje, sin implicar otras referencias específicas.  La validez de esta corriente ha sido variable a lo largo de los siglos, desde su plena aceptación en la Grecia clásica — se atribuye un Tratado de Fisionómica a Aristóteles — hasta caer en el descrédito en la Edad Media, pasando por su revitalización en el Renacimiento, con las obras de DellaPorta o Durero, hasta su popularización con Johann Kaspar Lavater, en el siglo XVIII, época de su máximo desarrollo.

Giambattista della Porta en su obra enfatizará el aspecto bizarro de las ilustraciones que iluminan su tratado y se deleitará en caprichosas metamorfosis en las que expande al ser humano hacia otros reinos, como el animal o el vegetal; en su búsqueda de semejanzas cósmicas llegará hasta los límites de lo monstruoso, explorando más allá de los límites que imponía la legitimación moralizadora de los zoomorfismos. (3)

002-De humana physiognomonia- Giambattista della Porta 1586

 

003-De humana physiognomonia- Giambattista della Porta 1586

©  Historical anatomies on the web

006-De humana physiognomonia- Giambattista della Porta 1586

©  Historical anatomies on the web

009-De humana physiognomonia- Giambattista della Porta 1586

©  Historical anatomies on the web

011-De humana physiognomonia- Giambattista della Porta 1586

©  Historical anatomies on the web

Aspecto de la obra de DellaPorta, con las asociaciones animal-humano. ©  Historical anatomies on the web

(La evolución desde una rana al ideal de belleza del Dios Apolo, en una estampa de Lavater)

 

  014-Le Système de Lebrun sur la Physionomie 1806

Grabados fisionómicos de Charles Le Brun ©  Historical anatomies on the web

Los cuatro temperamentos o humores, según Lavater

028-Le Système de Lebrun sur la Physionomie 1806

026-Le Système de Lebrun sur la Physionomie 1806

 (Grabados fisionómicos de Le Brun) ©  Historical anatomies on the web

-Fuentes y vínculos-

(1) Physionomy, Encyclopedia

(2) Un magnífico artículo sobre la Phisionómica de DellaPorta en Odisea2008, de donde trajimos nuestras imágenes.

(3) Artículo sobre la Fisiognomica de Le Brun y Dellaporta (portugués)

(4) Todas las imágenes ©  Historical Anatomies on the web

Miércoles, abril 21st, 2010 ICONOGRAPHIA CURIOSA 5 comentarios

El viaje como nostalgia de la Edad de Oro

¿Por qué y para qué viaja el Quijote? Una de las razones para lanzarse a los caminos  quizá estriba en su “visión desencantada del mundo, que deriva en un pesimismo extremo por el cúmulo de fracasos que sus empresas idealistas –así como algunas de las nuestras– acarrean frente a la dura realidad (…); otro argumento pudiera ser una visión utópica del mundo, según la cual el hombre, a través de un heroísmo ético y de una rigurosa disciplina espiritual, intenta construir y perfilar en sí mismo, a golpe de ayunos y desvelos, un hombre nuevo, imagen perfecta del habitante antiguo del paraíso, anterior a la Caída. Por último, en una visión mítica de las cosas, los viajes del Quijote tendrían como fin la reconstrucción de una Edad pretérita perdida en la que reinaba la Justicia, la Virtud y el Bien, según lo determinaba un estricto orden divino: la Edad de Oro, que puede ser recuperada, al menos en el plano individual, al someterse el hombre a una voluntad sobrenatural y ser signado por ella (…)” (1)

Image 265 of 367  -  130 kB

Don Quijote cabalga a lomos de Clavileño, según Gustave Doré

Image 6 of 367  -  268 kB

Escena del primer viaje del Quijote, visto por Gustave Doré

Don Quijote en su cámara de reflexión, visto por Gustave Doré

(1) Texto construído a partir de Flores Ortega, Bernardo E. El simbolismo del viaje, la nostalgia por la edad de oro y otros mitos en Don Quijote de la Mancha

(2) Pueden ver aquí todos los fantásticos grabados de Gustave Doré para el Quijote

(3) Un artículo sobre Los ilustradores del Quijote (sólo texto)

Related Posts with Thumbnails
Miércoles, abril 21st, 2010 EL VIAJE DEL HÉROE No hay comentarios
Buscar
 
 
“El acueducto de Segovia es de piedra” , Un turista preclaro
 
 

Encuestas de la tita.

Archivo

Calendario

abril 2010
L M X J V S D
« mar   may »
 1234
567891011
12131415161718
19202122232425
2627282930  

Álbum Fotográfico

El archivo XML no existe
El culto de la calavera, II Sicalípticas El Lobo Feroz El dirigible robado Una épica del taparrabo, I El cementerio de los elefantes Vecinos CHOMÓN El lápiz arqueológico Balada triste de trompeta...o de cómo vivir destruyéndose El hábito del arte Cuestión de poder Mundos remotísimos ¿Un postrecito? Polvo eres... El arte de Robert Lawson Más que mil palabras Paranoia mayestática Mortadelo y Filemón, singular evolución La ternura del monstruo Otra vez será... For unto us a child is born Plastilina, un juego de niños (II) Muerte, autorretrato final Juguetes en extinción Ciclópeo Crumb Damien Loeb La maqueta constructivista Manifiesto en favor del collage La mano oculta de Jahbulon
  • You are currently browsing the Viajes con mi tía blog archives for the day Miércoles, abril 21st, 2010.