Archivo de abril 10th, 2010

El mapa de Olaus Magnus

(La carta marina de Olaus Magnus. Para ver una versión con más detalle, sírvanse de este enlace)

Lo encontramos gracias a Cartografiando lo Maravilloso (Mapping the Marvellous). Nos dicen que este mapa, por primera vez pubicado en 1539, es uno de los que más tempranamente representan los países escandinavos y la costa del Báltico; y aunque deja lugar a lo visionario y lo imaginario, sus descripciones de corrientes marinas son de una exactitud que aún merece el respeto de los científicos actuales. Pero este mapa es particularmente famoso por sus representaciones de los monstruos marinos que pueblan todos sus rincones, y por eso lo traemos aqui especialmente. Para echarles un buen vistazo de cerca no se pierdan las secciones H y C de la versión digitalizada del mapa aquí. de la Universidad de Minnesota. Algunos de los montruos del mapa de Olaus Magnus los hemos traído hasta nuestro varadero para su deleite.

[Utsnitt fra Carta Marina av Olaus Magnus.] 

(Un detalle del mapa de Olaus Magnus, con una representación de una ballena, cerca de la isla de Thule)

Grabados de las descripciones de Olaus Magnus en The Northern Lights Route

Los monstruos del mapa de Olaus Magnus

 

 

Inventario

Un poema de Jorge Luis Borges (1)  (Argentina, 1899-1986)

 

Inventario

Hay que arrimar una escalera para subir. Un tramo le falta.
¿Qué podemos buscar en el altillo
Sino lo que amontona el desorden?
Hay olor a humedad.
El atardecer entra por la pieza de plancha.
Las vigas del cielo raso están cerca y el piso está vencido.
Nadie se atreve a poner el pie.
Hay un catre de tijera desvencijado.
Hay unas herramientas inútiles.
Está el sillón de ruedas del muerto.
Hay un pie de lámpara.
Hay una hamaca paraguaya con borlas, deshilachada.
Hay aparejos y papeles.
Hay una lámina del estado mayor de Aparicio Saravia.
Hay una vieja plancha a carbón.
Hay un reloj de tiempo detenido, con el péndulo roto.
Hay un marco desdorado, sin tela.
Hay un tablero de cartón y unas piezas descabaladas.
Hay un brasero de dos patas.
Hay una petaca de cuero.
Hay un ejemplar enmohecido del Libro de los Mártires de Foxe, en intrincada letra gótica.
Hay una fotografía que ya puede ser de cualquiera.
Hay una piel gastada que fue de tigre.
Hay una llave que ha perdido su puerta.
¿Qué podemos buscar en el altillo
Sino lo que amontona el desorden?
Al olvido, a las cosas del olvido, acabo de erigir este monumento,
Sin duda menos perdurable que el bronce y que se confunde con ellas.

(1) Texto extraído del blog  Poemas en Castellano

Ruinas de Victor Hugo

(Victor Hugo en la clásica pose del espíritu de la Melancolía)

Sugerentes escenas de viejos castillos en la niebla, el reflejo de la luna sobre oscuras aguas… Conocido como un gigante de la literatura francesa, el dramaturgo novelista y poeta Victor Hugo fue también un respetable dibujante.  Sus dibujos de atmósfera gótica  apenas conocidos son sin embargo una parte importante de la obra de Hugo y revelan un mundo de misterio, poesía y dramatismo de reminiscencias cinematográficas. Más íntimos, directos y espontáneos que su obra escrita, algunos al borde de la abstracción o del expresionismo, estos dibujos tienen la capacidad de hacernos viajar hasta el mundo de su imaginación torturada y romántica. Pueden ver algunos aquí y en este otro sitio.

La leyenda de los siglos, de Victor Hugo

Paisaje con arquitectura renacentista

Ruina misteriosa, dibujo de Victor Hugo

Dolmen, dibujo de Victor Hugo

Un curioso espécimen, con reminiscencias del “sueño” premonitorio de Alberto Durero . ¿Se trata de un presagio de un hongo atómico?)

 

 (1) Crédito: Ttodas las imágenes han sido seleccionadas de la página http://patatorandco.free.fr/extras/hugo/

 

Las luces del norte

Las impresionates ybellísimas Luces del Norte. Crédito: yukonretreat.com

 Tarjetas comerciales del siglo XIX con motivos de la exploración del ártico. Fuente:bookplatejunkie.blogspot.com

  

(Buscando el Norte)

 En el siglo XIX  la fiebre de la exploración del Polo Norte se debaja sentir en todas partes, llegando incluso a las tarjetas comerciales distribuidas por vendedores y comerciantes como un modo barato y muy efectivo de publicidad. Se imprimieron en tiradas relativamente pequeñas y a menudo se pegaban en los libros. El interés por la exploración ártica se usó para promocionar todo tipo de productos. Pueden ver el artículo entero en esta página sobre ex-libris, aquí.  

Más sobre la exploración del polo, los viajeros antiguos y la cartografía del misterioso norte en The Norhtern Lights Route.

Related Posts with Thumbnails
Buscar
 
 
“Un viaje de mil millas comienza con el primer paso.” , Lao Tse
 
 

Encuestas de la tita.

Archivo

Calendario

abril 2010
L M X J V S D
« mar   may »
 1234
567891011
12131415161718
19202122232425
2627282930  

Álbum Fotográfico

El archivo XML no existe
Intermission Demasiado azul PLATILLOS VOLANTES Mundos en blanco y negro De mujeres y libros El horizonte de Nemo Navideño, níveo, ciclostático Interior del estudio Hitos hebdomadarios, II Una épica del taparrabo, II Resurrección MAC Balcón pompeyano Break Níveo y natalicio Hitos hebdomadarios,1 Voitekhovitch, más ligero que el aire La octava maravilla del mundo (II) El culto de la calavera, II Sicalípticas El Lobo Feroz El dirigible robado Una épica del taparrabo, I El cementerio de los elefantes Vecinos CHOMÓN El lápiz arqueológico Balada triste de trompeta...o de cómo vivir destruyéndose El hábito del arte Cuestión de poder